Antes de su llegada al alojamiento, un equipo de limpieza habrá dejado el piso listo para su estancia. No es necesario que usted haga limpieza general al abandonar el alojamiento, aunque sí se le pide que lo deje en buenas condiciones al efectuar su salida (ej. haber sacado la basura, utensilios de cocina limpios, etc.) En caso de que el piso no se haya dejado en condiciones aceptables, se le podría realizar un cargo extra.