No todas las casas ofrecen la posibilidad de solicitar una cama supletoria. Esta información suele estar indicada en el descriptivo del alojamiento. En caso de que sí sea posible obtener una cama extra, este servicio suele representar un cargo extra.